Boicot

Como estoy hasta la gorra, he decidido que debemos boicotear a esos capullos de las diversas zonas turísticas que hay por nuestras ciudades (en Santiago en concreto me refiero a la Zona Vieja-Alameda) (siempre me he preguntado por qué se llama Alameda si no he visto ningún álamo), que en su infinita condescendencia pretender cobrarnos el café a dos leros aprox. Con aprox>0 aún por encima. Que, dicho fino, para que no se alteren los snobs, es que hay que joderse.

Claro, porque tú les preguntas, ignorante de los tejemanejes económicos y de las fluctuaciones del PIB, que a que viene tal puñalada en la cartera. Localización, te dicen. Las vistas, y eso. Que el sitio es la pila de bonito, y como aquí cobra así todo dios, que los guiris son cortos -“y tú también” pensará- vienen y pagan, y a ver para que vamos a bajar los precios. Y por supuesto, pobre camarero que viene a la terraza, no le vas a montar el cristo que tampoco es culpa suya. Aunque igual espera que le des propina.

Todo es es evidentemente justificable dado que en esas zonas hacer el café es mucho más caro – lo que significa que no se están sacando el beneficio de un oscuro agujero, ¿no? Ah, no, si el café les cuesta lo mismo que al fulano que – y ya le llega- lo pone a uno veinte como mucho en cualquier otro sitio. Entonces ese casi lero lo gana por “estar en un lugar pintoresco”. Con el detalle de que yo, sin duda, voy a una cafetería, no a un museo. “Oh, es que el alquiler aquí cuesta más”. ¿El doble? ¿Realmente cuesta el doble que en otro sitio? ¿Y entonces como explican las tiendas de souvenirs que crecen como setas por las susodichas zonas turísticas? Sacan un beneficio mínimo de lo que venden. “Claro, es que no nos viene gente…”. No te jode. Igual si bajáis los precios…

Así que he decidido que la próxima vez que quiera tomarme un café por esa zona – y es lo que deberíamos hacer todos, me haré uno en casa, lo meteré en un termo, cogeré una silla plegable e iré hasta una de esas terrazas. Y cuando me vengan a preguntar si quiero algo, sacaré mi termo, le daré un largo sorbo, y diré “me encanta el sabor de mi café por la mañana – sabe a…gratis”.

5 comentarios to “Boicot”

  1. Nicoletto Says:

    Pues yo al camarero de marras no le daría propina… más bien le propinaría….

  2. yuliettte Says:

    Nico, te estas volviendo de un sádico preocupante.
    Santi, hora, día y lugar exactos (y compra un termo para mi, que yo no tengo :P)

  3. reunión de kafé!!!
    me parece muy bien, pero tiene razon yuli, dia y hora santi, día y hora…

  4. Scelencia Says:

    JAJAJJAJAJA claro q si!!

    o sino te qedas mirando al camarero hasta q su cabeza explote en 18932648243 pedazos

  5. yuliettte Says:

    mmm
    y xqe va a explotarle la cabeza solo xqe lo mires fijamente?
    hay alguna teoría científica que respalde dicha afirmación?
    xD

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: